I.2. Usos y bicicletas

Existe el error de ver los tipos de bicicletas sin saber para qué se quieren usar. Por ejemplo, la mayoría de las bicicletas de montaña no se utilizan para lo que fueron diseñadas: ruedas anchas y con dibujo agresivo que se agarran demasiado al asfalto, suspensiones que elevan el coste, postura aerodinámica y poco cómoda… Una bicicleta todo terreno (BTT) para un paseo urbano.Nuestro perfil de usuario sería una persona que le gustaría ir en bicicleta por la naturaleza. Los podemos dividir en dos: el ciclista de montaña (BTT) y el ciclista de alforja (Cicloturismo).

El ciclista de montaña realiza salidas por senderos muy técnicos: pendiente, barro, piedra… Lleva casco, una mochila en la que llevar una bolsa de agua, herramientas y repuestos básicos y algo ligero de comida. La bicicleta típica suele tener ruedas de 26″ con un dibujo agresivo; además de suspensión, al menos delantera. El desarrollo suele ser de 24 (8 piñones) y 27 velocidades (9 piñones).El ciclista de alforja no tiene la intención de competir, sino de ir a un ritmo sosegado y disfrutar del paisaje. Disfruta de la autonomía de la bicicleta y puede buscar dos opciones: llevar saco (incluso una tienda ligera) o quedarse en un hostal, albergue, etc. Es más que interesante llevar una esterilla para descansar durante el camino. Siempre llevará alforjas. Puede ocurrir que una persona que le guste la bicicleta de montaña, también le apetezca realizar salidas cicloturistas. La bicicleta puede ser una de montaña que se le ha añadido un transportín para colocar alforjas, o una más específica denominada trekking. Las ruedas suelen ser de 28″ con un dibujo menos agresivo que las de montaña para rendir bien en pistas y carreteras secundarias. La posición suele ser más cómoda y menos aerodinámica, por lo que el manillar puede estar más alto de las siguientes formas: manillar de mariposa o con la potencia regulable.

No sería descartable considerar el ciclismo urbano como iniciación a salidas cicloturistas. Multitud de asociaciones nacieron con la intención de compartir salidas cicloturistas y han incorporado la bicicleta como modo de desplazamiento sostenible en la ciudad. Ahora hay personas que se inicia en el ciclismo urbano y cuando cogen la forma realizan salidas cicloturistas sencillas. Así existen más de cincuenta asociaciones en España adheridas a ConBici. En nuestra ciudad está el grupo Melilla ConBiciDentro de las diferentes motivaciones para usar la bicicleta existe gran diversidad de modelos:

  • de montaña,
  • trekking,
  • de ciudad,
  • plegables,
  • eléctricas (asistencia al pedaleo),
  • descenso,
  • carretera,
  • tándem,
  • reclinadas (recumbent),
  • handbike (los brazos accionan el pedaleo),
  • triciclos,
  • híbrida
Anuncios

Acerca de pepeinef

Profesor de Educación Física
Esta entrada fue publicada en 1. Bicicletas. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s